El método Auditivo Oral para niños con pérdida auditiva



En el marco de las entrevistas a profesionales de la educación, Volver a Escuchar se pone en contacto con el colegio argentino Las Lomas Oral, “un colegio para niños sordos donde les enseñamos a escuchar y a hablar a niños equipados, que se puedan beneficiar con el método que nosotros usamos que es el Auditivo Oral”, explica Juliana Graci y Susini, profesora del establecimiento.

Juliana, de formación profesora para niños sordos y con trastornos del lenguaje desde 1991 (Universidad del Salvador), trabajó como profesora de Primaria en el colegio Las Lomas Oral (LLO) al comienzo de su carrera en Argentina, tras regresar de un programa de intercambio universitario en Estados Unidos. Desde el 2007 coordina el área de capacitación profesional de LLO y en el año 2013, empezó a trabajar con niños sordos pequeños y sus familias dentro del programa de Estimulación Temprana de la institución.

A continuación, transcribimos la entrevista que mantuvimos con ella en Buenos Aires.

“En los inicios del colegio, hace 38 años, el método con el que trabajábamos era el método Oral, un método donde primaba lo visual. Haciendo un gran esfuerzo, los niños aprendían a hacer lectura labial; los grupos eran numerosos (entre 6 y 10 alumnos) y la estimulación auditiva ocupaba un lugar secundario.

Pero la aparición de los implantes cocleares (IC) y los OTA digitales y su uso diario, permitió que muchos de nuestros alumnos  tuvieran acceso a los sonidos del habla y del lenguaje hablado por lo que empezaron a no necesitar la lectura labial para entender lo que se les decía. Las clases ahora les parecían lentas, repetitivas y poco interesantes. Los docentes estábamos desconcertados, sabíamos que algo teníamos que modificar pero no sabíamos ni qué ni cómo hacerlo. Los directivos del colegio y los padres de los niños no eran ajenos a esta situación, lo que ayudó a que se comprendiera la necesidad de un cambio metodológico y se pusieran en marcha diferentes acciones para conseguir modificar nuestra manera de trabajar”, explica Juliana. “La primera de estas acciones fue que los directivos de Las Lomas Oral (LLO) viajaron al exterior en busca de un nuevo método que priorizara la audición de los niños y lo encontraron.

Desde 1997 hasta el 2016, el Moog Center for Deaf Education, centro especializado en la educación de niños sordos (Saint Louis, Missouri, EEUU),  de manera generosa y permanente, se ocupó de formar y de auditar las diferentes áreas de nuestro colegio en el uso correcto del método Auditivo Oral.

A lo largo de las horas que dedicaron a capacitarnos, los profesionales de LLO comprendimos y nos capacitamos en lo relativo a:

  • la importancia de un correcto diagnóstico y equipamiento temprano;
  • evaluar y a trabajar en enseñanza de vocabulario, sintaxis, habla, comprensión y  prácticas del lenguaje;
  • la plasticidad neuronal;
  • prácticas correctas de habilitación o rehabilitación auditiva;
  • coaching a padres, ya que entendimos que deben ser ellos los que “lleven el timón del barco” de su hijo hasta que éste pueda hacerlo por sí solo;
  • aprendimos a combinar una metodología especial con la currícula escolar oficial de nuestro país, ya que uno de nuestros objetivos, es que los alumnos de LLO tengan acceso a los contenidos curriculares acordes a su edad, de manera que al incluirse en una escuela común, tengan el mismo nivel de conocimientos que sus pares oyentes;
  • aprendimos que somos los profesionales que trabajamos con el niño, los responsables de que nuestro alumno aprenda;

Seguimos capacitándonos en lo relativo a la formación de los padres; programar nuestras clases de lenguaje, audición y habla (que ahora son de 2/3 alumnos) teniendo en cuenta las posibilidades individuales de cada uno de los niños, entre otras cosas.

En este momento el colegio cuenta con diferentes áreas: Estimulación Temprana, Nivel Inicial, Primaria e Inclusión. También tenemos un departamento de Fonoaudiología y otro de Audiología, Gabinete de asesoramiento psicopedagógico y psicológico, una asistente social que asesora a padres y capacitación para profesionales.

Todos los días en las clases de LLO chequeamos equipos, enseñamos vocabulario, hacemos prácticas de sintaxis, de lenguaje, de actividades conversacionales, de habla y de lectura (ya sea recreativa, formal o ambas, de acuerdo al nivel).  A partir del nivel Inicial comenzamos a introducirlos en la lectoescritura y en matemáticas. Ya en Primaria, se agregan ambas ciencias (Naturales y Sociales). De acuerdo al nivel, se realizan reuniones y coaching a padres con mayor o menor frecuencia.

Cuando la coordinadora de un nivel considera que un alumno está preparado para continuar su escolaridad en una escuela de nivel, el equipo de Inclusión comienza a observar al niño en lo relativo a habilidades sociales, nivel académico, desarrollo de su lenguaje y de su audición junto con el compromiso familiar ,y si ven que el niño cuenta con las herramientas necesarias como para enfrentar el nuevo desafío con éxito, se comunican con los padres del niño y los asesoran en relación a la elección del nuevo colegio. Finalizado esto, trabajan con el niño, su familia y la institución que lo va a recibir, dándoles charlas informativas, asesorando a los directivos y docentes del colegio elegido por los padres, reforzando el lenguaje del niño y lo acompañan durante 2 años. Finalizado este período, el colegio se retira”, cuenta Juliana entusiasmada. Ella ha sido testigo de todo este proceso en LLO y se muestra orgullosa de su funcionamiento.

A continuación, le pedimos a Juliana consejos para los profesores que trabajan con niños con pérdida auditiva en sus clases y padres cuyos hijos estén por ingresar en una escolaridad común.

  • A los profesionales de escuelas comunes:

“Mi consejo es que se informen de la discapacidad que tiene el niño que va a estar incluido en su clase, que hablen con el profesional que esté ocupándose de hacer la inclusión y que lo consulten cada vez que tengan alguna duda, que trabajen como equipo y que siempre tengan en cuenta, que por más que el niño esté muy bien equipado, funcione “como uno más del grupo” y parezca un oyente, no deja de tener una discapacidad y por lo tanto hay que tener en cuenta ciertas cosas como por ejemplo, el lugar de la clase donde se lo va a sentar, que no sea una clase muy ruidosa, que puede llegar a necesitar que se le  anticipe vocabulario nuevo o tal vez adaptaciones curriculares de diferente tipo, entre otras cosas.”

  • A los padres que estén por escolarizar a sus hijos:

“Les sugeriría, por un lado, que busquen un colegio que quiera incluir a su hijo entre sus alumnos. Sería ideal si éste cuenta con un buen equipo de inclusión o sino será necesario que busquen un profesional bien formado en lo relativo a inclusión y a la discapacidad auditiva  para que pueda acompañar de manera EFICIENTE a su hijo, a lo largo de todo el proceso de inclusión. Por otro lado, es necesario que los padres tengan claros cuáles son los objetivos de escolarizar a su hijo en la escuela común y que hagan valer todos los derechos de su hijo.”

Juliana, apasionada por su trabajo, siempre está formándose en el uso de nuevas técnicas para maximizar el beneficio de sus alumnos. Así, en los últimos años ha asistido a diferentes cursos, talleres, etc. para capacitarse en lo relativo a implantes cocleares, lectura de mapas, acústica del habla, rehabilitación auditiva, desarrollo del lenguaje, comprensión lectora y habla, método Auditivo Oral, terapia Auditivo Verbal, etc. En 2017 participó en la Acreditación en Rehabilitación Auditiva que organiza MED-EL todos los años en Latinoamérica y este año participará en la segunda parte de esta Acreditación.

  • ¿Qué le aportó la Acreditación en Rehabilitación Auditiva de MED-EL?

“Tuve el privilegio de poder asistir a la misma en el año 2017 y en ese momento en Argentina era algo diferente y novedoso. Me permitió conocer más en profundidad qué era la Terapia Auditivo Verbal (TAV) y todas las áreas que se trabajan al usarla, la teoría de la mente, recibir consejos y guías de profesionales de otros países con mucha formación en TAV, conocer y entablar  vínculos con otros colegas latinoamericanos, aprender sobre la importancia que tiene la música para los niños que usan IC, transmitir lo más relevante de lo aprendido a mis compañeros de trabajo, conocer todo el material que tiene MED-EL para facilitar nuestro trabajo como rehabilitadoras auditivas, y por último, me sirvió como empujón final para encarar mi preparación para rendir la certificación de AGBell a fines de 2021.

Teniendo en consideración que en los profesorados especiales y en las carreras de fonoaudiología de nuestro país los contenidos relacionados a la habilitación auditiva y la enseñanza de lenguaje oral para niños sordos es casi nulo y sabiendo que aún no existen en las universidades estudios de posgrado que enseñen  métodos y/o terapias auditivas, es fundamental que empresas como MED-EL continúen haciendo este tipo de capacitaciones para poder contar en el futuro con profesionales formados para trabajar bien con los niños sordos equipados”, concluye Juliana.

Descubre nuestra sección de Consejos para profesores

Una iniciativa de MED-EL

Volver a Escuchar

Cuando los audífonos son insuficientes, un implante auditivo puede ser la solución adecuada. Con testimonios reales, Volver a Escuchar puede ayudarte a tomar una decisión y a esclarecer todas las dudas o miedos que puedas tener.

Comparte este contenido